FIBROMIALGIA: Disminuir dolor con los alimentos

aguacateProcura aumentar el consumo de alimentos que tengan triptófano. El triptófano es un aminoácido que aumenta la producción de serotonina, un neurotransmisor del sistema nervioso que ayuda a la disminución del dolor y la irritabilidad. Lo contienen: germen de trigo, frijol, haba, lenteja, garbanzo, cítricos, leche desnatada, plátano, mango, dátiles naturales, nueces y almendras. Consumir grasas de origen vegetal, como el aguacate, las nueces y el aceite de olivo.

Dolor en las articulaciones es uno de los principales síntomas de la fibromialgia, una enfermedad que afecta a nueve mujeres por cada hombre que la padece, y existen alimentos cuyas características pueden contribuir a elevarlo o a disminuirlo.

Por esa razón, estos pacientes deben contar con un plan de alimentación diseñado por un especialista en nutrición que, idealmente, conozca la enfermedad, pues se debe lograr mantener al paciente con un peso saludable y con el menor dolor posible, explica Gabriela Padilla, nutrióloga de la asociación civil Cadena de Ayuda contra la Fibromialgia.

“Realmente la fibromialgia aún es poco estudiada y hay muy pocos artículos científicos respecto a la alimentación, pero sí se sabe que algunos modifican el umbral del dolor y pueden potenciarlo”, explica.

Los trastornos digestivos, como colon irritable y diarrea son otros de los síntomas asociados a la fibromialgia, de ahí lo relevante de la revisión de la alimentación de quienes la padecen.

“Cada persona necesita una dieta individualizada, dependiendo el sexo, la edad, si hace actividad física o no, saber cuántas calorías necesita de acuerdo al peso, ver si hay otras enfermedades asociadas”, dice Padilla.

Todos los pacientes necesitan consultar con su nutriólogo cuáles les conviene adoptar, de acuerdo al estado de su enfermedad.

Datos dolorosos

Un estudio Fibromialgia en América Latina se realizó recientemente para evaluar el impacto de la enfermedad en la vida de los pacientes, identificar los obstáculos para diagnosticarla, conocer las actitudes de los médicos y pacientes hacia la misma y entender las percepciones del médico y paciente respecto a los tratamientos actuales.

Se trata de la primera investigación realizada sobre esta enfermedad en América Latina, la cual incluyó una muestra de 300 pacientes diagnosticados y 604 médicos entre generales, internistas, reumatólogos, neurólogos, especialistas del dolor y psiquiatras.

Y ayuda a entender que las personas con fibromialgia viven la doble difícil situación de tener dolor constante y de no ser comprendidas ni por su familia y muchas veces ni por su médico.

Padecen dolor en diferentes puntos del cuerpo, fatiga constante, rigidez, alteraciones en el sueño, depresión y dolores de cabeza sin causa aparente, por lo que comúnmente son calificadas por sus familias como exageradas, quejumbrosas, maniáticas, nerviosas, son incluso tachadas de querer llamar la atención, lo cual sólo ha contribuido a aumentar su frustración.

Por si fuera poco es posible que estas personas hayan acudido con algún doctor y les haya asegurado no tener enfermedad alguna.

Un terror verdadero

Debido a la falta de conocimiento para llegar al diagnóstico, el paciente consulta al médico general, al traumatólogo, neurólogo o reumatólogo, pero inclusive en la especialidad de la reumatología son pocos los médicos que tratan la enfermedad, una patología compleja que requiere un manejo sumamente cuidadoso, demuestra el estudio.

La fibromialgia es un síndrome clínico, es decir, un conjunto de signos aparentemente sin relación entre sí y pese a que muchas personas la padecen, se sabe poco de ella, se desconocen sus causas e incluso algunos doctores siguen dudando de su existencia y la consideran un mal meramente psicológico.

De hecho no se diagnosticaba sino hasta 1992, cuando fue incluida en el listado de enfermedades de la Organización Mundial de la Salud.

Por si fuera poco no existe un método de diagnóstico objetivo como podría ser un análisis clínico de orina o una tomografía. Hasta el momento el padecimiento se diagnostica descartando otras enfermedades, por ejemplo: si el dolor articular no es por artritis o por reumas (enfermedades con las que se le puede confundir) entonces tal vez sea por fibromialgia.

El panorama empeora porque al no conocerse sus causas, no se atiende la enfermedad de raíz sino sólo sus manifestaciones, sus síntomas.
http://www.am.com.mx/

Anuncios

Un comentario el “FIBROMIALGIA: Disminuir dolor con los alimentos

  1. Hola..les estoy tan agradecida por tanta informacion que me an ayudado tanto
    Como a mi muchas personas Como yo…. Dios los bendiga por tanta buenas acciones e informaciones que nos dan a diario….. Mil gracias.. Su Amiga y
    Seguidora…. Gina. Arguelles de la Florida U.S.A.

    Me gusta

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s