Fibromialgia y Leche de yegua


Agroinformacion_com21122011_132131La Fibromialgia es una enfermedad caracterizada por un dolor muscular difuso e intenso, con síntomas de fatiga y rebelde al tratamiento. Se desconoce exactamente qué provoca la fibromialgia. Parece que existen factores genéticos que predisponen a la enfermedad, pero se está constatando una cierta correlación con otros factores que pueden favorecer su aparición: traumas físicos (contusiones graves), o psíquicos ligados con el estrés y/o la depresión; la mala alimentación (déficits vitamínicos, exceso de consumo de grasas, etc.) y también la edad.

Se sabe que las personas diagnosticadas de fibromialgia tienen niveles más bajos de lo habitual de la enzima Delta-6-desaturasa. Este déficit enzimático podría estar relacionado con alguna variabilidad genética. La enzima Delta-6-desaturasa es la encargada de transformar el Ácido Linoleico (LA) en Ácido Gamma-Linoleico (GLA), el cual tiene un potente efecto antiinflamatorio y está calificado por la WHO\FAO (1977) como Ácido Graso Esencial (AGE)

Si a estos déficits enzimáticos se le añaden factores como el consumo excesivo de grasas, la vía de síntesis de GLA es desplazada hacia el aumento de producción del Ácido Araquidónico (AA), el cual tiene, por el contrario, importantes efectos inflamatorios y vasoconstrictores.

La Leche de Yegua, en su composición, aparte del alto contenido de EPA (Ácido Eicosapentaenoico) y DHA (Ácido Docosahexaenoico), ambos del grupo de ácidos grasos poliinsaturado Omega-3, precursores de Resolvinas y Neuroprotectinas antiinflamatorias, también contiene Ácido Linoleico y el enzima Delta-6-Desaturasa, lo que asegura su transformación en GLA, y la apreciación de sus efectos antiinflamatorios.

Además, la presencia en la composición de la Leche de Yegua de aminoácidos libres precursores de la Serotonina, Dopamina y Noradrenalina hace que sea un buen modulador de los síntomas del estrés, de la depresión y/o de la angustia. También la presencia de Vitamina H en su composición, vitamina en la que los enfermos de fibromialgia son deficitarios, sin duda ayuda a reequilibrar este déficit vitamínico.

La conclusión a la que llegamos es que por su composición la Leche de Yegua puede ayudar notablemente a la mejora de la sintomatología de la fibromialgia.

http://www.merensdelpedraforca.cat/

La leche de yegua muy beneficiosa para nuestra salud

La leche de yegua esta recomendada en casos de:

  • Desordenes metabólicos y limpieza intestinal
  • Intolerancia a otro tipo de leche (vaca, soja, etc)
  • Flatulencia y problemas de digestión
  • Aumento de defensas del organismo (quimioterapia,..)
  • Suplemento energético
  • Problemas de colesterol
  • Impurezas de la piel
  • Enfermedad de Crohn

En personas sanas se puede realizar una cura de 4 semanas de vez en cuando es suficiente para mantener una buena flora intestinal. La gente con problemas de salud puede experimentar alguna alteración durante las primeras semanas debido a la expulsión de todos los residuos del cuerpo. A partir de este momento tiene que seguir tomando la leche de yegua hasta que todos los síntomas hayan desaparecido (puede llevar varios meses dependiendo de la gravedad de la dolencia).También ayuda a reducir volumen ya que al ir eliminando residuos, el vientre se va deshinchando. Los enfermos crónicos tendrán que seguir consumiendo la leche de yegua para un resultado duradero. Esto no les curara pero si que pueden encontrar una mejoría considerable.

La leche de yegua es un alimento que ya se ha utilizado en la antigüedad en las Estepas Rusas de Mongolia y también los pueblos nómadas del Sahara como alimento para el cuerpo y como curación para muchas enfermedades.

La elaboración de la leche de yegua empieza por el cuidado al que se someten las yeguas,las cuales viven en su hábitat natural totalmente libres. Durante el periodo de lactancia no se medican y son examinadas regularmente por el veterinario. El ordeño se realiza varias veces al día,el siguiente proceso es la liofilización por medio de la desecación por congelación (sin perdida de propiedades) sin ningún tipo de conservantes o aditivos ,lo que garantiza una leche en polvo con las mismas propiedades que la leche fresca y una duración de un año aproximadamente sin perdida de calidad.

De todos los tipos de leche, la leche de caballo es la más parecida a la leche materna humana. Coinciden las proporciones de proteínas, de lactosa, minerales y microelementos con las de la leche humana. Pero la cantidad de hierro y de la vitamina C es más elevada en la leche de yegua

La Grasa

La baja proporción de grasas (1,3%), de las cuales la mayoría son ácidos grasos poliinsaturados, influye seguramente en el valor biológico de la leche de yegua y también en la cosmética.

Hidratos de Carbono

El hidrato de carbono es la lactosa (6,3%). Da energía al instante.

Proteínas

Por término medio (2,2%). La leche de yegua abunda en proteínas especiales, es decir proteínas que fisionan grasas, proteínas y lactosa (enzimas) que influyen en el funcionamiento bioquímico de todos los procesos vitales de nuestro cuerpo.

Vitaminas y microelementos

Abunda en las vitaminas A-B1-B2-B6-B12-B13-C-D-E y K. Y en las sustancias inmunológicas IGA y lisozima

http://blogdefarmacia.com