Investigadores españoles descubren que la coenzima Q10 es beneficiosa para tratar la fibromialgia


q10-sombra-y-pincelMiembros de la Facultad de Medicina de la Universidad de Sevilla han descubierto que el gen AMPK podría ser responsable de la inflamación, de los bajos niveles de antioxidantes y de la baja producción de las mitocondrias, por lo que podría estar involucrado en la fisiopatología de la fibromialgia.

En concreto, los autores, cuya investigación ha sido publicada en la revista ‘Antioxidants & Redox Signaling’ y recogida por la plataforma Sinc, han comprobado que la coenzima Q10 estimula dicho gen de forma beneficiosa y no tiene efectos secundarios.

“En estudios anteriores realizados sin control con placebo habíamos observado que en pacientes con fibromialgia el tratamiento con CoQ10 era beneficioso en los síntomas. En esta ocasión hemos diseñado un pequeño ensayo clínico controlado con placebo para saber si realmente el efecto del CoQ10 era real o placebo”, ha comentado el autor principal y coordinador del trabajo, Mario Cordero.

Para llevar a cabo la investigación, el grupo de expertos ha analizado la expresión de genes y de proteínas de 20 pacientes (diez con CoQ10 y diez con placebo), a los que se les ha tratado durante 40 días, con el objetivo de comprobar si había efectos adversos en el tratamiento con CoQ10 y si, además, se producía una mejora clínica en los pacientes que no fuese debido al efecto placebo.

“Efectivamente, no ha habido efectos adversos y los pacientes tratados con placebo no han notado mejoría. Sin embargo, los de CoQ10 han mejorado en los síntomas, en concreto, dolor, fatiga, puntos dolorosos y rigidez”, ha recalcado Cordero.

Asimismo, el grupo ha explorado un conjunto de genes con sospecha de que estaban mal porque presentaban altos niveles de inflamación, baja síntesis de antioxidantes y baja producción de mitocondrias. Todo esto, según han explicado, acompañado de una baja expresión del gen AMPK, regulador maestro del metabolismo, y responsable de la respuesta de ciertos estímulos de estrés.

“Nunca antes se había relacionado la fibromialgia con este gen, que regula muchas de las alteraciones relacionadas: la inflamación, el estrés oxidativo, la masa mitocondrial, la obesidad, el colesterol y la respuesta al estrés entre otras. Al estar baja la expresión de AMPK, está mandando poca información a los otros genes para que sinteticen más antioxidantes, fabriquen nuevas mitocondrias y controlen la inflamación. Por tanto puede predisponer a una baja respuesta al estrés”, ha apuntado el investigador.

No obstante, la CoQ10 mejora la expresión de AMPK y baja la inflamación. “La CoQ10 mejora los síntomas clínicos probablemente mediante la expresión de genes que regulan ciertos parámetros que estaban mal en la fibromialgia”, ha zanjado.

http://www.europapress.es/Estudio publicado en la revista ‘Antioxidants & Redox Signaling’

Consumir un poco de alcohol mejora los síntomas de la fibromialgia


coctails4-lichter_1Los bebedores de alcohol de forma baja o moderada manifiestan una menor severidad de los síntomas de la fibromialgia que los abstemios, según un estudio publicado en la revista ‘Arthritis & Therapy’, que advierte, sin embargo, de que demasiado alcohol invierte este efecto.

El dolor crónico de la fibromialgia se cree que afecta a una de cada 20 personas en todo el mundo pero no hay ninguna causa conocida o cura. A menudo va de la mano con fatiga y problemas de sueño, dolores de cabeza, depresión y problemas de intestino irritable y en la vejiga. El tratamiento se basa en el control del dolor y los cambios de estilo de vida.

El alcohol tiene tanto efectos positivos como negativos sobre la salud. Se cree que su consumo moderado reduce los riesgos de enfermedad cardiovascular, especialmente junto con un estilo de vida saludable, ejercicio regular y sin hábito tabáquico. Investigadores de la Clínica Mayo y la Universidad de Michigan, ambas en Estados Unidos, encuestaron a pacientes con fibromialgia para examinar la asociación entre el alcohol y la severidad de los síntomas y la calidad de vida.

Los bebedores moderados tuvieron mejores calificaciones de la función física, capacidad de trabajo, el número de días de trabajo perdidos, la fatiga y el dolor, que las personas que se abstuvieron. Los bebedores moderados que consumían entre tres y siete bebidas estándar por semana parecían tener menos dolor que los no bebedores o consumidores en exceso, incluso cuando en los resultados se controlaron los factores de confusión.

Una bebida estándar equivale a 355 ml (1,25 unidades) de cerveza, 148 ml de vino (1,8 unidades), o 44 ml (1,8 unidades) de bebidas destiladas. Se observaron resultados similares para la escala de calidad de vida, incluyendo el funcionamiento social, la vitalidad y la salud general.

“El ácido gamma-aminobutírico (GABA), un neurotransmisor inhibidor, es bajo en el cerebro en la fibromialgia, el cual puede de alguna manera explicar por qué la reacción del sistema nervioso al dolor se amplifica. El alcohol se une al receptor de GABA en el sistema nervioso central que a su vez puede rechazar la transmisión del dolor”, señala el director del estudio, el doctor Terry Oh.

Sin embargo, este experto agrega que los efectos de alcohol también pueden deberse al estado de ánimo mejorado, la socialización y la tensión, pero que como los bebedores moderados tienen menos síntomas, todavía hay muchas preguntas acerca de cómo sucede esto.

http://www.europapress.es/Publicado en ‘Arthritis & Therapy’